Diseño ergonómico, conectividad, precisión, posibilidad de personalizar, color… Vas a comprar un ratón y te has parado a pensar en todos los detalles, porque para ti es una herramienta fundamental de trabajo, o tu mejor aliado para horas y horas de juego. Pero, ¿te has parado a pensar en la compatibilidad? Porque esto tiene más relevancia incluso que todo lo anterior.

Trabajar con Windows y con Mac abre abanicos diferentes de posibilidades.

Ratones de Mac

El gigante tecnológico es famoso por la innovación que aplica a productos que, además, cuentan con un diseño exclusivo. Claro que está que eso, en el caso de Apple, va también asociado a un alto precio. Son, en realidad, productos tecnológicos de lujo.

Para sus dispositivos Mac o para otros como iPad, Apple desarrolló uno de sus ratones básicos, el Magic Mouse. Se trata de un ratón con superficie multitáctil, recargable y muy ligero porque lleva menos piezas y porque su parte inferior es uniforme (lo que no lo hace especialmente apto para todas las formas de agarre). Es estable, suave y se mueve por la superficie con suma facilidad. La comodidad se la termina de dar su carácter inalámbrico, puesto que la conexión es vía Bluetooth.

El otro ratón estrella de la marca es el Apple Mouse, más económico, con una bola de desplazamiento integrada que se mueve hasta 360 grados, incluso en diagonal. Se trata de un ratón con cable que contiene botones laterales de detección de fuerza que lo convierten en personalizable, a lo que se une las funciones especiales disponibles en el panel de preferencias del sistema.

Ratones compatibles con Mac

Sin haber sido desarrollados directamente por la marca, Apple también promociona ratones como el inalámbrico MX Anywhere 2 de Logitech o el TrackerPro de AbleNet.

Este último es, en realidad, un dispositivo muy específico, porque es un ratón pensado para personas que tienen poca o nula movilidad en las manos. Viene con una cámara inteligente de alta resolución que es capaz de seguir el movimiento de un pequeño punto que la persona se coloca en la frente, en sus gafas o incluso en un gorro, sin ningún software adicional. Solo se ha de conectar al puerto USB y listo.

Otra marca que desarrolla productos compatibles con Mac es GranVela. Tiene un ratón especialmente indicado para jugadores, el 325, que se puede encontrar en diferentes colores (amarillo, blanco y negro). Presenta un motor de alta gama, un sistema de eficiencia lumínica, resistencia a la abrasión y diseño ergonómico para un buen agarre, además de hasta 3.000 DPI.

Si se trata de uso general, hay otros ratones que pueden prestar un servicio excelente por un precio irrisorio, en comparación con lo que ofrecen. Así, Tonor tiene un ratón inalámbrico que se conecta vía Bluetooth y que es recargable. No necesita baterías, sino que cuenta con un puerto delantero en la parte delantera del ratón para la carga. Eso sí, probablemente no durará más de un mes.

Aunque presenta varios niveles de DPI para adaptarse a cada tipo de juego, un respuesta considerablemente rápida y un movimiento bastante preciso, puede no ser el mejor ratón para juego.

Subir